¿Sabes qué ver en San Francisco? Sí, el Golden Gate seguro que está en tu lista ya que es el puente más emblemático del mundo. Además cumplió el 27 de mayo 75 años.¿Qué sería San Francisco sin el Golden Gate? Estamos tan acostumbrados a verlo en las películas y en el skyline de San Francisco, que si desapareciese, tanto ciudadanos como visitantes le echarían mucho de menos. Su estructura, longitud y mítico color rojo son las principales características que nadie olvida.

El Golden Gate se abrió al tráfico hace  75 años, y al día siguiente unos 200.000 peatones acudieron a su inauguración. Desde entonces, resiste  el trasiego al que le condena una estratégica ubicación que une la península en que se asienta con el distrito de Marin. El Golden Gate puede ser cruzado en coche, en bicicleta o a pie y se tardó más de cuatro años en terminarlo, costando un total de 35 millones de dólares.

Os contamos algunas curiosidades que han hecho de este mítico puente uno de los monumentos imprescindibles en tu visita a San Francisco.

  1. Su color rojo anaranjado se debía en un principio, al protector original contra el óxido, pero su perfecta fusión con el entorno determinó su preservación. Pintar el Puente es una tarea que se debe llevar a cabo con frecuencia ya que es la principal tarea de mantenimiento . La pintura del Puente lo protege del alto contenido en sal del aire, la cual corroe los componentes de acero que forman el Puente. Existen diversas opiniones sobre cada cuanto tiempo es pintado el Puente. Algunos dicen que una vez cada siete años, otros dicen que cada año.La realidad es que su pintura se retoca a diario.
  2. Los vientos y mareas a los que se halla sometida su ubicación hicieron que los alambres de acero utilizados para su construcción tuviesen una desmedida longitud,  la suficiente para rodear la tierra tres veces.  El escepticismo de los ingenieros y ecologistas de la época  determinó que dichos alambres fuesen cinco veces más fuertes de lo necesario.
  3. Su impactante diseño es obra de un matrimonio de arquitectos,  Irving y Gertrude Morrow, que simplificaron las barandillas de los peatones, separándolas de forma que no se obstaculizase la vista.
  4. El puente ha ‘actuado’ en numerosas películas y ha sido atacado en ellas por simios, tiburones y terremotos.
  5. Joseph Strauss fue un pionero también de la seguridad laboral.  Su previsión al introducir el uso de casco, gafas y cinturones de seguridad,  así como la instalación de una red de seguridad bajo el puente, salvó muchas vidas.

Que ver en San Francisco - Golden GateAunque por supuesto, en San Francisco hay muchos más lugares para visitar. En el extremo sur del puente se encuentra “Fort Point”, un monumento nacional histórico, construido en ladrillo  a principios de la Guerra Civil, cuyo faro fue el Segundo en construirse en California.

El Fuerte (Fort Point) era usado como base de operaciones para construir el Golden Gate. El primer faro construido en California fue el de la Isla de Alcatraz, otro de los lugares que no puedes dejar de visitar cuando vayas a San Francisco.

La famosa isla fue primero una fortificación militar, después prisión militar y lo que acabó haciéndola mundialmente famosa fue el albergar la prisión federal que cerró en 1963. Tampoco puedes perderte el mítico bosque de Secuoyas, la casa Cliff, el barrio chino y los inmensos viñedos californianos.

En breve colgaremos un artículo más detallado de qué ver en San Francisco.

error: Content is protected !!